<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d9665506\x26blogName\x3dMi+blog!\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://zirrus.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://zirrus.blogspot.com/\x26vt\x3d-7334819199369966265', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

miércoles, octubre 05, 2005

Vaya regalazo

Estábamos hoy en el Corte Inglés de Murcia haciendo unas compras cuando Mr. Hyde se ha lanzado para adquirir el ultimo maravilloso ejemplar de "El jueves" (la revista que sale los miércoles ;)).

Total que estaba el hombre en caja para que le cobraran, y la chica le dice, ¿llevas el regalo que incluye?, a lo que Mr. Hyde respondió negativamente. La dependienta con toda la naturalidad del mundo, se agacha, coje la maravillosa sorpresa y plas, se lo muestra a Mr. Hyde y a tooodo el personal que estaba haciendo cola para comprar revistas.

Que, ¿que era?, juas, esto:


Jejejejeje, que os parece? Es sexy eh?

Nos vemos!

1 Comentario/s:

A las viernes, octubre 07, 2005 1:02:00 a. m., Blogger Mr. Hyde dijo...

Pues como nadie comenta nada ya me encargo yo de decir algo: bien bonitos que son y mucho lo que me he reido con El Juves, especial sobre Torrente. Lo que pasa es que yo, que soy de natural timido (timidez y cinismo, una mezcla rara a la par que preocupante) me encuentro frente a la kioskera, y mis dos diablillos (nada de mentales eh?, fisicos y palpables, aunque no sere yo quien los palpe claro esta)me recuerdan el regalo. Yo, inocententemente pregunto: ejem, y el regalo? Y ella: ¿Que traia de regalo? ¡¡Ah!! Traicion, conteste antes de darme cuenta... "Unos calzoncillosssss..." En fin, que ahi estan... supongo que habra que lavarlos, que los tenian ahi en un armarito insalobre por completo y lleno de germenes potencialmente mortales (sigo sin fiarme de eso de que la evolucion nos ha hecho inmunes, un despiste lo tiene hasta el organismo mas perfecto, y el mio dista mucho de serlo). En fin, que no quisiera enfermar de mis partes nobles de una forma tan triste habiendo otras mas alegres ;) ¡Sed buenos!

 

Publicar un comentario

<< Home