<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d9665506\x26blogName\x3dMi+blog!\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://zirrus.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://zirrus.blogspot.com/\x26vt\x3d-7334819199369966265', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

domingo, noviembre 06, 2005

Hay que ahorrar agua

Bueno, supongo que eso lo hemos oído siempre, y sobre todo aquí en Murcia. Quien más y quien menos se preocupa por no derrochar agua.

Hace poco me enteré que aquí en Cartagena iban a ahorrar agua regando menos jardines (con los pocos que tenemos) y disminuyendo la presión del agua durante las madrugadas (no sé que efectos tiene esto exactamente, supongo que será que si abres el grifo a las 5 de la madrugada saldrá un chorrillo minúsculo). Bueno, pues la otra noche me di cuenta precisamente de los efectos que ello tiene:


Estos son los "jardincillos" que hay por Alfonso XIII, toda la vida han estado verdes con cesped, de hecho ponía el típico cartelillo de "No pisar el cesped", pero la cosa ya no da para más. Como no se riega, lo verde se seca. Al parecer dejarán de regar todo lo verde excepto lo verde del estadio, lo que rodea a la muralla y poco más.

En fin, son las consecuencias de la falta de agua, poco a poco iremos notando sus efectos.

Nos vemos!